La teleconsulta de enfermería en tiempos de Covid 19
PDF
HTML

Palabras clave

teleconsulta
atención de enfermería

Cómo citar

1.
Navarro CaballeroA. La teleconsulta de enfermería en tiempos de Covid 19 . Rev. enferm. vasc. [Internet]. 15 de julio de 2020 [citado 25 de septiembre de 2020];3(6):1- 2. Disponible en: https://www.revistaevascular.es/index.php/revistaenfermeriavascular/article/view/78

Resumen

Es forzoso empezar este editorial haciendo una referencia explícita a todas aquellas personas que han sufrido en primera instancia la pandemia, sea porque han perdido algún ser querido, o bien, aunque no lo hayan perdido, han pasado por la experiencia de tenerlo ingresado o enfermo y no lo han podido acompañar. Debo nombrar y agradecer también a tantos profesionales que han estado ahí, al pie del cañón, para que todos los servicios esenciales hayan estado en funcionamiento. Y muy especialmente dejen que honre a mis compañeros sanitarios, a todo los que han estado trabajando en establecimientos de salud y por ende a las enfermeras que han, y hemos estado ahí cubriendo todos los turnos, todas las horas del día y de la noche, haciendo lo mejor que sabemos “CUIDAR” en esencia pura.
Desde estas líneas un RÉQUIEM por esas familias que han sufrido pérdidas de sus seres queridos, por todos los que se han ido antes de tiempo. Me duele el alma y el corazón de ver el dolor de algunas familias a las que no hemos podido consolar. Me quedo con las historias de vida personales que me cuentan mis pacientes, sus hijos, sus familias.
Y un “GRACIAS” enorme y profundo a todos los profesionales de la sanidad, a todos los compañeros que han estado ahí en primera línea trabajando para preservar al máximo la salud de la comunidad, cada uno a su nivel y desde sus competencias, pero todos arrimando el hombro.
Hoy más que nunca la palabra SALUD se llena de sentido, adquiere un significado explícito y es un valor al alza que entre todos debemos garantizar, proteger y preservar.
Los centros de salud y los hospitales se han visto obligados a reorganizarse en un tiempo record para poder hacer frente a esta pandemia que ha venido sin ser esperada y sin presentaciones previas. Los hospitales se han vuelto plásticos, elásticos, se ha triplicado su capacidad en UCI, se ha trabajado en equipo, integrando la atención de cada uno, haciendo un frente común y con un único objetivo, salvar vidas, evitar secuelas, hacer partícipes a las familias que no han podido estar. La situación ha sido grave, ha sido dura, ha sido una sacudida brutal, un terremoto que ha removido algunos cimientos y se ha llevado muchas almas dejando un nuevo escenario donde vivir, donde trabajar…, pero también ha supuesto un reto que bien afrontado nos puede permitir repensar todo nuestro sistema de salud y muy especialmente las formas de atención.
Escribo desde la región sanitaria de la Catalunya Central, un foco caliente de la COVID19. Durante más de 2 meses se ha lidiado con un enemigo inicialmente desconocido, de gran virulencia y frente al que no teníamos experiencia. No lo hemos hecho mal, nada mal, pero por el camino han quedado muchas vidas segadas y también compañeros médicos, enfermeras y otros profesionales que han caído.
De todo esto tenemos la obligación de “APRENDER y COMPRENDER”. Lo que hemos sido capaces de dar y de hacer no puede perderse.
Y centrándome en aquello que yo conozco de cerca y en lo que trabajo día a día, que no es otra cosa que la atención a pacientes con heridas, voy a lanzar algunas preguntas.
¿Qué ha pasado con los pacientes con heridas en tiempo de COVID?
¿Qué ha pasado con los profesionales que llevamos las consultas?

https://doi.org/10.35999/rdev.v3i6.78
PDF
HTML
Creative Commons License
Esta obra está bajo licencia internacional Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObrasDerivadas 4.0.

Descargas

La descarga de datos todavía no está disponible.